Inicio internacionales EEUU califica de «profundamente decepcionantes» críticas de Israel

EEUU califica de «profundamente decepcionantes» críticas de Israel

134
0
ARCHIVO - Un C-17 estadounidense con ayuda militar permanece estacionado a la base aérea de Nevatim, en el desierto de Israel, el 13 de octubre de 2023.
Spread the love
EEUU rechazó las críticas del primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, por retrasos en la ayuda militar a Israel y calificó de «decepcionantes» los comentarios; a la vez que aclaró que las armas retenidas son bombas de gran potencia, por el temor de ataques a civiles con ellas.

La Casa Blanca expresó su decepción por las recientes críticas del primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, a las entregas de armas de Estados Unidos a su país, y calificó las declaraciones de irritantes.

«Esos comentarios fueron profundamente decepcionantes y ciertamente molestos para nosotros, dada la cantidad de apoyo que tenemos y continuaremos brindando», dijo el portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, John Kirby, a periodistas el jueves.

En una declaración en video publicada el martes, Netanyahu dijo que aunque estaba agradecido por el apoyo de Estados Unidos a Israel durante su guerra en curso contra Hamás, «es inconcebible que en los últimos meses, la administración haya estado reteniendo armas y municiones a Israel».

Estados Unidos, sin embargo, dijo que sólo hay un cargamento de bombas de 900 kilogramos (2.000 libras) y 200 kilogramos (500 libras) que se detuvo en mayo por preocupaciones sobre cómo podrían usarse en partes densamente pobladas de Gaza. Israel todavía estaba listo para recibir miles de millones de dólares en armamento estadounidense.

«Hay un cargamento de municiones de alta carga que hemos puesto bajo revisión y que sigue bajo revisión. Eso no es un cuello de botella. Esa es una revisión de políticas», dijo el jueves el portavoz del Departamento de Estado, Matthew Miller.

Mientras tanto, un grupo de 30 expertos de las Naciones Unidas advirtió el jueves que los fabricantes de armas y municiones que continúen transfiriendo armas a Israel podrían ser cómplices de abusos contra los derechos humanos y violaciones del derecho internacional.

Kirby dijo a los periodistas que Estados Unidos ha comunicado su descontento directamente a Israel.

«Creo que hemos dejado muy claro a nuestros homólogos israelíes a través de varios medios nuestra profunda decepción por las declaraciones expresadas en ese video y nuestras preocupaciones sobre la exactitud de las declaraciones hechas», dijo Kirby. «La idea de que de alguna manera habíamos dejado de ayudar a Israel con sus necesidades de autodefensa es absolutamente inexacta».

Netanyahu pareció atrincherarse aún más el jueves, diciendo en un comunicado que está «preparado para sufrir ataques personales siempre que Israel reciba de Estados Unidos las municiones que necesita en la guerra para su existencia».

La disputa se produce cuando el asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca, Jake Sullivan, y el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, planeaban reunirse con los dos principales asesores de Netanyahu para discutir la guerra en curso en Gaza.

Durante la noche y hasta el jueves, las fuerzas israelíes atacaron áreas en el centro y norte de Gaza, matando al menos a 14 personas e hiriendo a docenas más, dijeron médicos.

También el jueves, la ayuda humanitaria comenzó a fluir nuevamente sobre el muelle flotante del ejército estadounidense frente a la costa de Gaza y hacia el territorio palestino, dijo el Pentágono. El muelle se volvió a unir a la costa el miércoles después de que las malas condiciones del mar obligaran a retirarlo temporalmente la semana pasada.

«Puedo confirmar que el personal del Comando Central de Estados Unidos reancló y restableció el muelle temporal a la playa de Gaza ayer», dijo a periodistas el portavoz del Pentágono, el General de División Pat Ryder. Las fuerzas israelíes ayudaron a evitar que las tropas estadounidenses estuvieran en el terreno.

La cantidad total de ayuda traída a Gaza utilizando el muelle ha superado las 4.100 toneladas métricas, o 9 millones de libras, dijo el portavoz.

Biden anunció en marzo el plan de construir el muelle para las entregas de ayuda a Gaza. Israel ha bloqueado o reducido considerablemente la ayuda a través de las rutas terrestres, lo que ha exacerbado el riesgo de hambruna en el enclave.

La guerra se desató cuando Hamás lanzó un ataque en el sur de Israel el 7 de octubre, matando a 1.200 personas y tomando como rehenes a otras 250, según recuentos israelíes.

La respuesta militar de Israel en Gaza ha destruido gran parte del territorio, ha matado a más de 37.400 personas y ha herido a más de 85.600, según el Ministerio de Salud de Gaza, que no distingue entre civiles y combatientes.

Redacción Voz de América

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí