«Fake News» y jaqueo de redes sociales en Navidad

0

Michael Vargas

El colorido invasivo  y magia contagiosa de los sonidos de las campanas y los cánticos de la Navidad, es una de la época del año  de mayor ofertas y demandas en el ámbito comercial, conquistando  este mercado mucho terreno en las compras y ventas  online o digitales a través de los medios y redes sociales como Facebook, Instagram, WhatSaap, Linkedln y correos electrónicos, registrándose no solo notificaciones de oferta comercial, sino saludos de felicitaciones  con el ¨perfil¨ de familiares, amigos y allegados.

Esto significa, según el especialista en periodismo digital  Michael Vargas y CEO de VOZ MEDIA & MARKETING ACADEMY, la cual es una plataforma multimedia enfocada en la producción de contenidos digitales, así como a la creación e impartición de programas formativos contínuos e inclusivos  en las áreas de la Comunicación y el Markting Digital , Capacitación y Consultoría, que los medios de comunicación convencionales y digitales de la República Dominicana han asumido el uso de las nuevas tecnologías, medios  y redes sociales de una forma práctica y oportuna, lo cual ha permitido conquistar y adaptarse a una nueva generación cibernética y activa en términos de consumir los contenidos que son difundidos por las diferentes plataformas multimedia e interpretar la veracidad de la información, sin embargo, no los excluyes de las probabilidades de consumidor productos y servicios fraudulentos.

El uso de las tecnologías en los medios de comunicación, además de su impacto democrático, ha proporcionado el surgimiento de innovadoras herramientas y plataformas digitales, haciendo posible el flujo de diversas fuentes informativas.

La tormenta que representa Internet en las sociedades golpea frontalmente a la credibilidad de las informaciones y publicaciones comerciales en los medios y redes sociales.

Con la llegada universal de la pandemia COVID-19, en el 2020 y, aún con presencia en este 2021, las relaciones sociales, la economía, la educación y la salud fueron los sectores más afectados y sometidos a desafíos y oportunidades nunca antes experimentadas en República Dominicana desde el enfoque tecnológico y donde el talento innovador y deseo de lucha común se puso de manifiesto para dar respuestas efectivas, en procura de minimizar el impacto negativo de la pandemia en el pueblo dominicano.

Ante este escenario, el uso de las tecnologías y los medios sociales como Zoom, Telegram, Google Meet, Instagram, Facebook, WhatsApp, así como las del mundo del entretenimiento y comercial como Netflix, Spotify, PayPal, Amazon Prime video, fueron vías fundamentales para mantener el flujo de las actividades cotidianas en el país, donde las operaciones, vía el  e-commerce (comercio electrónico), tuvo cifras positivas para el Estado dominicano de 850 millones de dólares, solo en el 2020, rompiendo cifras récord de este sector en el país.

Esto permitió que muchas personas hicieran una transformación improvisada en sus actividades, en nuevos modelos de negocios y muy en especial  con el manejo y eficiencia de las tecnologías y los medios sociales, así como en la forma misma de comunicarse e informarse.

De cara a este escenario, los medios de comunicación social han variado sus esquemas y sus prioridades de programación en función de las nuevas características del mercado mediático que proporcionan las nuevas tecnologías de la información. Así mismo, las consideraciones tecnológicas son factores que deben tenerse en cuenta en la génesis de los procesos de cambio de costumbres, de modas, de ideas y de valores que se están viviendo en este tiempo.

Según un informe de la situación digital, Internet y redes sociales República Dominicana 2021, presentado por Yi Min Shum, y publicado en el mes de febrero por We Are Social y Hootsuite, indica que hoy día hay unos 8,16 millones de internautas, impulsado por su crecimiento constante que ha presentado República Dominicana en los últimos años y también por la pandemia, con respecto al último año presentó un crecimiento del 1%, unos 80 mil de nuevos usuarios.

En el caso de usuarios en medios sociales hay unos 7 millones de usuarios activos por cada mes, creció un 9,4% más, esto representa 600 mil de nuevos usuarios.

Especifica el informe que en este año 2021 República Dominicana tiene una población de 10,90 millones de personas, creció un 1% a diferencia del informe del año anterior, en el caso de la cantidad de conexiones móviles a través de SIM es de 8,64 millones, esto representa el 79,2% de la población y aunque es una cifra de gran valor, presentó un ligero crecimiento del 0,3% perdiendo unas 22 mil conexiones.

Esto significa que en un pasado reciente la sociedad era el protagonista, hoy, en una nueva sociedad informacional el protagonista es la red.

Esta avalancha modernista, consumida por una ferviente generación y de otra que ha decidido subirse al tren de la era tecnológica, es una brecha digital vulnerable para el acceso de los ciberdelincuentes o jaqueadores informáticos donde uno de sus ejes específicos es  llevar un plan macabro de  acciones  engañosas  e impruductivas mediante publicaciones falsas y suplantación  de identidad y la creación de enlaces a sitios fraudulentos que nos envían por mensajería móvil,  en esta hermosa y esperada por muchos, la temporada de la Navidad.

La falacia en la difusión de noticias mediante los medios electrónicos y convencionales (radio, televisión y la prensa), ha sido una práctica con raíces de muchos años tanto en el ámbito local como internacional, teniendo como eje principal la desinformación, lo cual a partir de la emergencia de Internet y de nuevas tecnologías de comunicación e información, las Fake News o noticias falsas, se han propagado a nivel universal mediante la utilización de los medios sociales y otras plataformas para la multiplicación de sus contenidos y la representación y comercialización de su marca.

Estos medios sociales (Facebook, Instagram, Twitter, …) permiten que los usuarios sean productores y consumidores de contenidos a la vez, facilitando la difusión de contenido engañoso, falso o fabricado por parte de algunos generadores de contenidos digitales, provocando en poco tiempo la reproducción infinita de ese contenido.

La cantidad de información que rodea al mundo es tal que no somos capaces de gestionarla, donde de acuerdo con estudios, para el año 2022 van a circular más fake news que noticias verdaderas, por lo que se debe reflexionar si estamos en una sociedad de la información o de la infotoxicación, como lo afirma el doctor y director de la escuela de Comunicación de la Universidad de Barcelona, Santiago Tejedor.

En tal virtud, los ciberdelincuentes aprovechan esta época para anunciar ofertas desorbitadas a través de perfiles falsos en redes sociales, o crear páginas que imitan la apariencia de una web original para hacerse pasar por su departamento de ‘e-commerce’ comercio electrónico y poder recabar los datos bancarios de las tarjetas de créditos de miles de usuarios.

De ahí la importancia de sospechar y tomar la precaución frente a  cualquier comunicado que recibamos y no abrir ningún archivo adjunto o enlace que provenga de un emisor desconocido. Tener y mantener el sistema operativo y el software de todos los programas y aplicaciones de nuestros dispositivos móviles (smarphone, tablet y computadora),actualizados, en procura de tener una defensa ante los ciber atacantes y creadores de contenidos falsos.

Es importante resaltar que la mayoría de estas comunicaciones se realizan con carácter de urgencia y excepcionalidad para impedir que los usuarios puedan analizar detenidamente el contenido, además de utilizar expresiones genéricas como: estimado cliente,  amigo (…), nada frecuente en comunicaciones de webs reales.

En ese sentido y como forma preventiva, según precisa  el ejecutivo de Voz Media & Marketing Academy, es necesario  informar, transmitir a los miembros de nuestra familia, parientes y amigos la necesidad de mantenerse alerta ante posibles acciones. Ser precavido con cualquier tipo de elemento que requiera instalarse o ejecutarse en el ordenador, especialmente en los dispositivos móviles.

Ignorar el mensaje o notificación si no se conoce  el remitente y de evitar tomar videollamadas de contactos desconocidos, puntualmente en horas de la madrugada o tarde de la noche.

Cuidado al comprar con tu tarjeta en una tienda  online, así como

desconfiar de compras que puedan estar relacionadas con un potencial fraude, como por ejemplo, aquellas en las que los datos del titular de la tarjeta, facturación y envío son muy diferentes entre sí.

Adquirir los productos en tiendas de comercio electrónico que sean de confianza, empleen conexiones SSL (https) con certificados válidos, acepten medios de pagos seguros y presenten las garantías básicas de las compras online.

En suma, disfrutemos de la fiesta de Navidad junto a los nuestros aprovechando las herramientas y medios tecnológicos con un grado de conciencia y precaución.

Estar con nuestros seres queridos en esta época es estar a un click de la felicidad digital.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Entérate
Share.

About Author

Leave A Reply