Victoria de Irán sobre EE.UU y el cambio en RD

0

Henry Polanco

El caminó del cambio comenzó dando frutos sobre la ridiculez y las complicidades y el juego del lacayismo como método dialéctico de transparencia en el nuevo gobierno de República Dominicana, de acompañar a los Estados Unidos en el empeño de controlar la comunidad internacional.

Suena a cinismo el discurso de las nuevas autoridades y el jefe o secretario estadounidenses del departamento de Estado la cual no tiene límites, cuando tenemos que escuchar y leer las declaraciones del señor Mike Pompeo, cuando afirma, tras conocerse la decisión de no acoger la resolución de prórroga del embargo de armas contra Irán que “El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas tiene la responsabilidad de mantener la paz y la seguridad internacional.

Dijo «Hoy no ha podido cumplir su misión fundamental. Ha rechazado una resolución razonable allanando el camino, para que el principal Estado patrocinador del terrorismo compre y venda armas convencionales sin ninguna restricción concreta por parte de la ONU por primera vez desde hace más de una década”.

Nuestros países en Latinoamérica, África y Asia bien saben quién es el principal patrocinador del terrorismo y quien tiene el 50% del mercado mundial de armas, incluyendo armas de destrucción masiva instaladas en bases militares a lo largo del mundo.

Si de verdad el Consejo de Seguridad de la ONU cumpliera al pie de la letra su papel, debería aplicar el capítulo VII de la carta de las Naciones Unidas precisamente a quien representa una amenaza a la paz y la quebranta permanentemente.

Estados Unidos es un violador contumaz de las leyes internacionales, que sólo acepta aquello que lo beneficia y cuando las decisiones son contrarias a sus objetivos amenaza a diestra y siniestra.

Tras la votación en el seno del Consejo de Seguridad donde sólo República Dominicana apoyó de manera ridícula tal peticióny donde se vio la reacción iracunda, de menosprecio a lo que los países miembros del Consejo de Seguridad de la Naciones Unidas (CSNU), refleja en toda su dimensión a este país arrogante, con una administración megalómana y sobre todo violenta con su sociedad y con el mundo, tal como se aprecia en plena pandemia.

Efectivamente el gobierno estadounidense señaló, que al fracasar el proyecto de resolución recurrirán al llamado mecanismo de resolución de disputas del pacto nuclear a fin de reestablecer todas las sanciones del CSNU contra la nación persa, incluyendo el embargo de armas.

Resulta absurdo que el país que abandonó dicho Acuerdo, que no ha respetado en modo alguno lo establecido en el Plan integral de Acción Conjunta, quiera hoy usar este mecanismo apelando a su condición de participante en el momento que se firmó el JCPOA.

Estados Unidos no aprenderá en modo alguno de esta lección, de este sacudón de dignidad que le ha dado Irán, y el nuevo gobierno de Luis Abinader debería ser más cauto en su visión lacayista.

Una votación que da muestras de variados resultados: fracaso de la política de Estados Unidos y el sionismo, que es hablar de la misma política exterior.

Un enorme triunfo de la diplomacia de la nación persa en orden a mantener un discurso y una línea política respecto al acuerdo nuclear donde prima su soberanía incluso si ello le genera dificultades con los miembros europeos del G5+1 – Francia, Gran Bretaña y Alemania – Estados unidos cada día, en el plano político internacional está más sólo y la única manera que posee, de atraer voluntades, es a través de las amenazas y el chantaje, como tal parece el caso dominicano, que olvida sus principios de no intervención en los asuntos internos de otros países, y además de las agresiones históricas de violaciones a la soberanía nacional Dominicana.

A Estados Unidos no le importan los organismos internacionales, los usa como plataformas políticas y comunicacionales cuando alguna postura suya tiene algún alcance de apoyo favorable o sirve de objetivo para sus ataques a la soberanía nacional de otros países.

Sino Reacciona calificando a esos organismos como sometidos a China, Rusia u otro rival, tal es el caso contra la OMS.

Estados Unidos no respeta las resoluciones ni las votaciones cuando le son desfavorables como suele suceder las innumerables resoluciones pidiendo el fin del bloqueo a Cuba, o la resolución a favor de Palestina.

Pero sí exige su cumplimiento cuando lo son, y eso se llama oportunismo, y abuso e injusticia internacional. No democracia ni libertad. del más vil y canalla de los oportunismos que puedan existir.

Pero además, esté acompañamiento imprudente nos convierte a los dominicanos como un Estado servil y propulsor del Sionismo. Y Facismo hipócritas de los prejuicios lacayos y genuflexos de las clases dominantes y atrasadas de la historia.

Entérate
Share.

About Author

Leave A Reply