Brasil se va a protestas contra gobierno de Bolsonaro

0

Brasil se convierte en el segundo país con más decesos por COVID-19 en el mundo al alcanzar los 41.828 fallecidos, record que también posee en los contagios al sumar 828.810 casos.

    
Foto de protesta de activistas en la playa de Brasil con fosas simbólicas en la arena

Brasil registró 909 nuevos decesos por COVID-19 en las últimas 24 horas y acumula un total de 41.828 fallecidos, una cifra que le ubica ahora como el segundo país con más muertes en el mundo, por delante del Reino Unido, confirmó este viernes (12.06.2020) el Ministerio de Salud.

El país sumó además 25.982 nuevos contagios en el mismo periodo con lo que alcanzó 828.810 pacientes con el nuevo coronavirus, confirmando la segunda posición también en número de casos, por detrás de Estados Unidos, de acuerdo con el boletín el cual coincide con los datos compilados por las secretarías de los 27 estados de Brasil.

Los frente políticos que organizaron las protestas definieron el 13 de junio como el "Día Nacional de la Lucha contra Bolsonaro".

Los frente políticos que organizaron las protestas definieron el 13 de junio como el «Día Nacional de la Lucha contra Bolsonaro».  Foto: @ricardostuckert

Organizada por los frentes Brasil Popular y Pueblo sin Miedo, entre los manifestantes se advertían mensajes en defensa de la democracia y contra el racismo.

La capital de Brasil, Brasilia, fue escenario este sábado de al menos dos protestas en las que participaron más de un centenar de personas para expresar su descontento hacia la gestión del presidente del país, Jair Bolsonaro.

Organizada por los frentes Brasil Popular y Pueblo sin Miedo, entre los manifestantes se advertían mensajes en defensa de la democracia y contra el racismo. Ambos frentes definieron el 13 de junio como el «Día Nacional de la Lucha contra Bolsonaro».

“Este hombre no puede administrar Brasil, ni política ni humanamente. Alguien que no puede ponerse en el lugar del otro y piensa que las muertes son un hecho natural no puede ser presidente», criticó la presidenta nacional del Partido de los Trabajadores (PT), Gleisi Hoffmann, quien participó en el acto.

Por otra parte, el Gobierno brasileño decidió excluir del informe anual sobre violaciones a los derechos humanos los datos de violencia policial, según informan medios de prensa nacionales.

Esta omisión generó acusaciones por parte del presidente del Foro Brasileño de Seguridad Pública, Renato Sérgio de Lima, quien denunció el encubrimiento de las estadísticas en medio de la indignación mundial por la injusticia racial y el uso excesivo de la fuerza por parte de la policía.

Los presuntos incidentes de abuso policial se recopilan de una línea directa en Brasil, y los datos se incluyen previamente en un informe amplio compilado por el Gobierno federal. Pero a diferencia de 2017 o 2018, la información estuvo ausente en la edición de 2019, el primer año del mandato de Bolsonaro.

Entérate
Share.

About Author

Leave A Reply