La bandera sin escudo, una afrenta a los símbolos patrios

0

Oscar López Reyes

Oscar López Reyes, escritor y periodista

Cuando veía a muchachos vendiendo la bandera nacional sin su escudo, creía que era una haraganería de quienes la confeccionaron; cuando la miraba, en una pared de un hotel de la capital, sin el dibujo en el que resalta la Biblia, mi cerebro se ponía en alerta y ahora que presencio  campañas publicitarias en las que, ex profeso,  se tapa ese blasón, concluyo que no se trata de un descuido ni de una ingenuidad.

¿Por qué se esconde el escudo?, ¿acaso está en marcha un plan para borrar los símbolos patrios?, ¿por qué instituciones gubernamentales, como el Ministerio de Educación, difunden mensajes televisivos ocultando el escudo de la enseña tricolor?; ¿por qué  en  paredes públicas,  como la del lado Sur, en la avenida George Washington, del cerrado hotel Hispaniola?

Esas preguntas fueron formuladas por este servidor en respuesta a otra interrogante durante un panel sobre el bicentenario del nacimiento de José María Serra, compañero de Juan Pablo Duarte en la fundación de la sociedad La Trinitaria, escritor, maestro y pionero del periodismo dominicano y de Mayagüez.

En el panel, efectuado el 9 de diciembre en el Archivo General de la Nación (AGN), otros tópicos del patriota fueron expuestos por Antonio Guerra Sánchez, presidente del Patronato de esa institución y el investigador Virgilio Gautreaux Piñeyro. La  moderación estuvo a cargo de Wilson Gómez Ramírez, presidente del Instituto Duartiano y juez del Tribunal Constitucional.

Como autor del libro “José María Serra: trinitario, prócer y  periodista”, que circulará el próximo año junto a numerosas obras de quien escribe, interpreto que la referida campaña anti-símbolos patrios elimina la Biblia y el lema “Dios, Patria y Libertad”, en una afrenta a quien, durante casi 40 años (1849-1888), estuvo exiliado en Puerto Rico, colonia de España, y en ese período se negó a jurar por la bandera de la corona y prefirió morir abrazado al pendón dominicano.

Primer nativo que, en 1835, escribió a manos y distribuyó clandestinamente volantes contra la ocupación haitiana, Serra acompañó a Duarte en la fundación de La Trinitaria; a Mella durante el trabucazo en la puerta de la Misericordia, y a Sánchez en el Fuerte del Conde, la noche del 27 de febrero de 1844.

Además de la Trinitaria, fue fundador de El Dominicano, primer periódico de la naciente República; fue expulsado por Pedro Santana y en Mayagüez fundó tres periódicos y colaboró con tres rotativos dominicanos. Serra nació el 8 de diciembre de 1819; en 1915 sus restos fueron traídos a su país y hoy reposan en el Panteón de la Patria. Cumplamos, en su más preciado homenaje, el artículo 32 de la Constitución, garantía de la soberanía nacional.

Entérate
Share.

About Author

Leave A Reply