Para Abel Martínez la ley es como el papel sanitario

0

 REVOLTILLO

Para Abel Martínez la ley es como el papel sanitario

Expresiones como “la Constitución es un pedazo de papel”, “la Ley es letra muerta”, “la Ley solo se aplica a los más chiquitos, a los más pendejos”, son muchos más que “decires” acuñados para referirse al irrespeto o falta de cumplimento por parte de algún estamento o autoridad, a determinada legislación vigente.  Son dichos populares que se quedan muy chiquitos cuando se les comparan con lo que ocurre con el flamante síndico de Santiago, Abel Martínez, y su actuación de desacato a las normativas legales que debe cumplir. Esta figura de la política criolla se traga la Ley 176-07, al igual que otras, como si fuera un agua de coco, con el agravante de que ni los señores concejales, en su casi gran mayoría beneficiados y cómplices de sus diabluras, pero tampoco la sociedad de Santiago, le reclaman por las funestas consecuencias que su comportamiento genera. No es posible que nos mantengamos indiferentes ante la violación fragrante de una ley que indica en su artículo 236 lo relativo al presupuesto participativo, pero que el flamante síndico ignora sin inmutarse. Desde el 2017 hay aprobadas 43 obras bajo esa prerrogativa, 18 de ellas han sido licitadas y sus presupuestos sancionados en dos ocasiones por el consejo, pero el jefe indio de la ciudad lo gasta en otra cosa y apenas ha hecho menos de cinco de esas obras. ¡Y nadie cuestiona donde diablo metió este señor esos cuartos! Peor es la situación con lo que dispone la citada ley respecto a los ingresos que deben ser invertidos en obras. El pasado año debieron invertirse más de 500 millones de pesos en obras, el 40 por ciento de 1,500 millones de pesos, pero el síndico burló eso y la municipalidad no tiene la menor idea de dónde diablo fueron a parar todos esos cuartos. Pero lo más vil e irritable, es la posición burlesca e inhumana que mantiene frente a los más de tres mil empleados que cancelara y que, muy a pesar de que el consejo edilicio le ha aprobado fondos del presupuesto, se ha negado a cubrir las prestaciones que disponen las leyes a favor de esos excluidos, entre los que hay muchos con un historial de más de 20 años como servidores del cabildo. Santiago de los Caballeros se gasta un modelo de gestión autoritario, turbio, que dispendia el dinero del municipio como si le perteneciera, en libertad para enguñirse la ley como si fuera un refresco de batata y donde la gente importa un bledo. ¡Y eso que estamos en democracia!

++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

El éxito de la campaña por la unidad del Colegio Dominicano de Periodistas (CDP)

Para esta semana será convocada una rueda de prensa en la que se dará a conocer la proclama que harán cientos de periodistas de Santiago de los Caballeros, que favorecen la unidad en el CDP. Los lineamientos generales del documento-proclama circularon durante todo el mes de abril en las diferentes actividades que fueran desarrolladas en el marco del Mes del Periodista, ganando la aceptación y apoyo de una gran cantidad de colegiados que apuestan a un entendimiento entre los grupos, movimientos y corrientes que interactúan a lo interior del gremio. La campaña “Deja tu huella por la Unidad” no solo ganó simpatía, sino que revivió la esperanza de que los periodistas se esfuercen en colocar en planos secundarios las posturas particulares y de grupos, para dar paso a una gran concertación que facilite la definición de metas y propósitos de corto, mediano y largo plazo, tras lo que marchen de manera conjunta los miembros del CDP. Alcanzar esos fines se traduciría en la mejor demostración de que se tiene interés en el gremio, única posibilidad de que el CDP pueda renacer y retomar los objetivos que le dieron origen. Me escribo entre los que consideran que la institución no resiste se prolongue por más tiempo la crítica situación por la que atraviesa, razón por la que aproveché que se me dedicaran las actividades del Mes del Periodista para, en cada una de ellas, hablarles a los colegas de la urgente necesidad de echar a un lado las trivialidades, malquerencias, rebatiñas, confortaciones grupales, y atrevernos en cambio a concertar por el bien de la institución y de sus miembros. Confió que tras la proclama de Santiago y ante el panorama de incertidumbre que proyecta nuestro CDP, de todos los confines se levanten voces en favor de que el candidato para las próximas elecciones, sea la unidad.

+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

¿Y en qué van los trabajos de rescate del rio Yaque del Norte?

Hace ya un año y tres meses que el Poder Ejecutivo creó la “Comisión Presidencial para el Manejo de la Cuenca del Río Yaque del Norte”, para lo que emitió el 30 de enero 20-18 el decreto número 57-18. Posteriormente, el presidente Danilo Medina recibió a los integrantes de dicho organismo quienes le presentaran el Plan a ser desarrollado y para lo que solicitaron un presupuesto de más de 600 millones de pesos, que en lo inmediato fuera acogido por el mandatario. Desde entonces y a pesar del tiempo transcurrido, de manera pública no se conoce nada en lo absoluto del desempeño de dicha comisión, ni de las metas alcanzadas hasta el momento. La opinión publica conoce que he trabajado a profundidad este tema y que sin pelos ni señales, porque no tengo compromisos que me aten a nada y a nadie, he expuesto la gravedad de la situación e identificado causas y consecuencias, solo que en mi último serial de reportajes me fue imposible identificar a las empresas que, al día de hoy, groseramente dañan nuestro Yaque del Norte, lo que se debió a que ninguna de las instituciones involucradas a los recursos agua y medio ambiente, tuvieron el coraje suficiente para proporcionarme un listado que mil veces pedí de dichas empresas.  Creo que fue y sigue siendo un error que ni en la comisión presidencial como tampoco en su estructura operativo-administrativa, fuera incluida un área de relaciones públicas y comunicaciones. Los problemas del Yaque del Norte no solo se limitan a lo físico, a los daños que se puedan identificar y clasificar, es también un tema de consciencia ciudadana, de involucrar y coordinar a todos los actores que operan en sus cuencas y, más que todo eso, de identificar a la gente con las soluciones y su mantenimiento en el tiempo. Para que eso sea posible, se hace imprescindible la combinación de medidas en el terreno y de campañas de educación y concientización que abarquen todos los estamentos de la sociedad dominicana. Pero aun estamos a tiempo.

Entérate
Share.

About Author

Periodista y escritor con mas de 38 años de ejercicio continuo del periodismo en República Dominicana. Autor del libro "Hacemos Periodismo Digital?

Leave A Reply